Hola de nuevo, 

Más de uno habrá sufrido el percance de abollar una de nuestras ruedas. E aquí un método sencillo, barato, rápido y casero para solucionar el problema.

En mi caso, había dos llantazos de diferente medida en mi rueda trasera, que decidí reparar antes de que fueran a más. Lo haremos con un método bastante "casero" ya que existen herramientas específicas para reparar los llantazos. Para ello necesitaremos: 

- Una llave inglesa o alicates
- Dos piezas de plástico o cámara cortadas para proteger la llanta
- Una maza de goma, en caso de que el llantazo sea demasiado profundo
- Una barra de madera o similar, para enderezar y no dañar la llanta. 


Aquí tenemos nuestra llanta con una abolladura bastante importante, seguida de una menor en la parte de arriba. Trataremos de volver a enderezarla con sumo cuidado, ya que el aluminio tiene poca flexibilidad. 




Protegeremos la llanta con dos trozos de cámara de bicicleta, o en su defecto, dos trozos de plástico. Con la llave inglesa, estiramos con suavidad y sin hacer excesiva fuerza, sobretodo para no fisurar la llanta o causar algún desperfecto irreversible. Es mejor hacerlo suavemente y sin prisa, aseguraos de que todo queda bien y no estáis estirando ningún lado de más. Intentad que cada lado se equilibre. 




 Así queda la llanta después de recuperar el lado que estaba más dañado. Se nota un poco como que se ha tenido que enderezar, pero no tiene punto de comparación con la abolladura inicial. 




En caso de que la abolladura sea muy profunda, también se puede enderezar con el martillo de nylon y una vara de madera o similar, pero con mucho cuidado!!! 


Espero que os sea de ayuda este mini-tutorial y espero que no deis mucho llantazo! 

Hasta la próxima!